Contacto
Search by Tags

Dr Raúl Tarela © All Rights Reserved 2017

El Síndrome Del Feto Alcohólico

April 15, 2015

No son pocas la veces que he mencionado, ya sea en una conferencia como al estar dictando una clase, que existen seres que jamás han bebido una sola gota de alcohol, y sin embargo padecen la enfermedad llamada alcoholismo, produciendo este comentario cierto grado de confusión en los oyentes.
 
Leer Más...

 

 

 

 

Para poder desarrollar este tema, debemos introducirnos abiertamente en la enfermedad conocida con el nombre de alcoholismo. Esta enfermedad primaria, posee muchas aristas, entre la que se encuentra aquella que tiene como primer participante directo, a las mujeres que la padecen, estando complementariamente en un tiempo de embarazo. Toda droga, incluyendo el alcohol, no importa de la manera que se la ingresa al organismo humano, es transportada por el sistema sanguíneo.

 

Este tejido llamado sangre, mediante sus “células” o del “plasma exterior de ellas”, o acoplándose a las “moléculas proteínicas”, cumple con la función de llevar la droga por todo el cuerpo, en cantidades mayores como se puede comprender, a aquellas zonas o sistemas que más irrigación sanguínea posean, como son por ejemplo, el sistema cerebral, o el cardiopulmonar, entre otros. Se entiende que a mayor irrigación, mayores posibilidades también, de producir en esas zonas, desórdenes no deseados.

 

En el caso de las mujeres alcohólicas en periodos de embarazo, es factible, que no solamente ellas sufran los males propios de la enfermedad que padecen, sino que estarán trayendo aparejadas, graves consecuencias a ese ser que están gestando. El alcohol, tiene la tremenda facilidad de traspasar la placenta como si esta estuviera construida con mantequilla, llegando así de manera directa al feto. Este psicofármaco, es reconocido como un agente teratogénico, ya que posee las propiedades necesarias para producir todo tipo de malformaciones en ese bebé que se está desarrollando en el vientre materno.

 

Es dable observar en estos niños que logran nacer a pesar de estas condiciones, presentar múltiples y visibles daños, tales como deformaciones en su rostro, labios leporinos, paladares partidos, ojos pequeños, deformaciones en sus manos o pies, en sus uñas, al igual que trastornos cardíacos (entre otros), y severas condiciones en el sistema cerebral y en el sistema nervioso general.

 

Paralelamente estos infantes seguramente tendrán claras fallas en sus capacidades de aprendizaje y de comportamiento, y también en el orden dependiente de la coordinación motriz fina.

 

Esta situación tiene un agravante mayor, si se entiende que cuando la gestante llega al cuarto o quinto mes del embarazo, los médicos lamentablemente deben aconsejar a muchas de estas futuras mamá, que continúen bebiendo, ya que si dejaran de hacerlo, el feto correría el riesgo de morir. La explicación de este fenómeno, está dada en que este ser no-nato, seguramente sufrirá las consecuencias de los síntomas propios del síndrome de abstinencia, de la misma manera que le pasaría a cualquier persona alcohólica.

 

Además, estos seres indefensos, que jamás han bebido voluntariamente ni una sola gota de alcohol, casi con total seguridad, al nacer, pasarán de ser fetos alcohólicos a bebés alcohólicos, con todos los graves riesgos y consecuencias que esto implica.

 

No son pocas las veces que he oído, que unas pocas copas no producirán ningún daño o alteración en la mujer encinta, ni en el niño que se está formando. Sin embargo, la mejor recomendación que personalmente puedo formular, es que estas damas eviten toda ingesta de esta droga durante los nueve meses, y aún luego de haber dado a luz, ya que al amamantar al bebé, la leche que su organismo produce, podrá contener este elemento negativo para la salud del niño, logrando así alcoholizarlo.

 

Muy querida lectora, si estás embarazada, o si simplemente está dentro de tus planes en un futuro inmediato buscar la llegada de un hijo, por el bien de él y del tuyo propio, por favor, no bebas, y con el mismo énfasis también te recomiendo, que tampoco fumes. Además recuerda que tú no estás sola, ya que la ciencia está dispuesta a darte su guía y su apoyo constante, y que Dios te ofrece todas sus fuerzas, para que en este y en todo orden de tu vida, puedas siempre obtener una victoria real y completa.

 

Dr. Raúl Tarela
www.DrRaulTarela.com
DrRaulTarela@gmail.com
941-524-7823

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

www.facebook.com/raul.tarela/videos/10155587196923726/

UN LABERINTO SIN SALIDA

October 10, 2017

Un gran problema llamado divorcio

September 30, 2017

1/8
Please reload

You Might Also Like:
This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now